Errores comunes al testear nuestras aplicaciones

jueves, febrero 02, 2012
COMPARTE EL POST

Errores comunes al testear nuestras aplicaciones Todo el que inicia a programar en su vida aprende dos cosas: a guardar su archivo cada 10 segundos, y a testear su código cada 5. Sé que lo hice muy exagerado, pero la escencia de las acciones es esa, aunque hoy nos vamos a enfocar en la segunda. Un paso importante en la Ingeniería de Software es la implementación y validación, la cuál consiste en transportar nuestro diseño a código y verificar si sirve como pensabamos.

Hoy vamos a ver algunos errores comunes al testear nuestras aplicaciones, no importa si son web o de escritorio, o móviles, la programación es la misma, y aquí veremos que no debemos hacer cuando probamos nuestro software.

Error 1: No validar entradas correctas

Es típico que al ejecutar nuestra aplicación lo primero que hagamos sea darle entradas de validación correctas, para comprobar que sirva como lo programamos, pero olvidamos validar entradas no válidas. Las entradas no válidas son no colocar datos, o colocar una letra en vez de número, o no validar caracteres extraños entre los mismos números.

La verificación consiste en probar todas las posibles entradas que existan para tu programa, y en especial las erróneas, porque de lo contrario tu aplicación estará incompleta.

Error 2: Pensar que el usuario sabe como funciona el programa

Hacer un programa que tenga incluso un sólo botón no garantiza que el usuario sepa como usarlo. Es un tema de usabilidad, pero como programador al testear tus aplicaciones debes pensar que el usuario no sabe como usarlo, por lo que empezará a presionar botones por todos lados, cosa que tienes que checar.

Es un tema también de verificación, pero aplicado a que si no pruebas tus aplicaciones, y en casos más generalizados, las posibles interacciones que tiene con otras aplicaciones lo más probable es que algo salga mal.

Error 3: Olvidarse del diseño

La etapa de codificar no es la primera cuando se piensa hacer una aplicación, antes de eso va el diseño, que de acuerdo a los requerimientos necesarios tienes una idea muy específica de lo que tiene que hacer tu software. Olvidarse del diseño implica que al probar tu software no sabrás qué es lo que tienes que probar.

Puedes probar una o dos funciones rápido, pero si tu aplicación es más grande, y tienes un equipo de desarrollo tienes que estar probando línea por línea, combinación por combinación para que todas las partes sirvan, y no sólo verifiques que se conectan bien.

Error 4: Olvidar debuggear

Si eres programador tienes la obligación de debuggear tu programa para saber exactamente qué es lo que está haciendo. Muchas aplicaciones de sistema no te entregan resultados en pantalla, a veces es crear un proceso, acomodar registros, añadir un elemento a la pila, etc., En estos casos no puedes ver directamente lo que está pasando, pero puedes debuggear para ver en tu pantalla de salida las acciones en ese momento.

Con lo anterior logras ver si lo que estás programando hace lo que tiene que hacer, y si hay algún problema con el mismo lo puedes solucionar de una forma más rápida.

Error 5: No seguir un orden

Sólo los arriesgados se ponen a programar y dejan el testeo hasta que acaban. Lo más recomendable es que al terminar una función prueben su funcionamiento, para ir poco a poco completando todo el programa. Si hacemos lo contrario y tenemos cien funciones diferentes y otras cien teniendo interacción con ellas pues ya te amolaste.

Hay que pensar también que con este punto podemos ver dónde se puede optimizar el código, ya que se pueden simplificar funciones y líneas de código una vez que ya está todo bien enlazado.

¡Síguenos en Twitter!


Deja tu comentario